CATEGORÍA: PROYECTOS DE INNOVACIÓN

Este proyecto surge a raíz del estudio de aceptabilidad de una máquina de aplicación de purines, donde se llegó a la conclusión que un aplicador de estas características aportaría una serie de beneficios tanto en el suelo como en el entorno que hasta ahora, con los métodos actuales no se podían obtener.

Ambientalmente, el sistema localiza de forma dosificada el fertilizante líquido a poca altura del suelo, lo que permite reducir la emisión de gases efecto invernadero, de la misma manera que evita las olores desagradables en las poblaciones cercanas.

Económicamente, este sistema permitirá valorizar el residuo orgánico (purín) y darle un valor de mercado según su contenido en nitrato, potasio y sulfato.

El controlador es muy simple para el agricultor, en la pantalla de control especifica que cantidad de nitrógeno quiere incorporar en el suelo por hectárea y como de ancho es su terreno. El controlador calculará en función de la información indicada, cuántos litros de purín necesita y los dosificará de acuerdo los parámetros de conductividad del nitrógeno en la cisterna, el ancho del aplicador y la velocidad del tractor.